Si eres una persona que apenas está ingresando a la vida laboral y por ende no habías tenido contacto con las relaciones bancarias, quizás no tengas historial crediticio aún. Es bueno que sepas que es y cómo tener un buen historial para que, en el futuro, cuando la experiencia y la independencia te lleven, puedas solicitar préstamos para pagar algún tipo de bien inmueble. Esto solo podrás tenerlo una vez que el banco haya visto ese historial, así que recibe estos consejos de cómo tener un buen historial crediticio.

Historial crediticio

El historial crediticio, en palabras simples, es un informe que es emitido por una entidad bancaria donde detallan tus antecedentes financieros. Estos son más que todo los pagos o impagos con la finalidad de demostrar la solvencia y capacidad monetaria de pagar un préstamo o determinar cuánto se puede prestar dependiendo de la cantidad de capital que maneja.

Como tener un buen historial crediticio

  • Busca mantener una estabilidad, tanto en tus cuentas como en tus empleos. La inestabilidad se ve detallada en los historiales, cuando dejas de recibir ingresos es el peor momento para hacer un préstamo.
  • Plan para televisión o móvil, si te afilias a una de estas opciones puedes demostrar tu capacidad de pagar tus compromisos y la solvencia es uno de los aspectos que los bancos requieren para poder aceptar tu requerimiento.
  • Solicita una tarjeta de crédito, puedes usarlas siempre y cuando pagues a tiempo las cuotas completas.
  • Préstamos de acción, es un préstamo destinado a personas que no cuenten con historial. Además, son préstamos de pequeñas cantidades y servirán para hacer ese informe más sustancioso.  
  • Cuenta de débito, esto ayuda a demostrar el flujo de dinero que manejas. Si la cuenta es del banco donde quieres hacer el préstamo puedes ser un cliente potencial, así que escoge bien con cual banco puedes estar más cómodo para ti.

Lo principal que debes resaltar en tus cuentas y hacerlo un hábito es evitar la demora en los pagos de cualquier servicio al cual te afilies, se apo necesidad o un gusto, porque los morosos reciben una etiqueta que no permitirá que puedas disfrutar de ese préstamo que tanto necesitas.

El historial le ofrece al banco una demostración sobre qué tipo de cliente está tratando. Si sabe administrarse, si es capaz de pagar la cantidad que solicitó más intereses, si es solvente, entre otras. El banco buscará que no afecte sus intereses y al mismo tiempo poder darte un buen servicio. Si no calificas para un préstamo el banco no se complica y simplemente niega tu solicitud. El historial crediticio hará que la posibilidad de que acepten la solicitud sea más factible.